miércoles, 23 de abril de 2014

Constantina. El Santo Entierro a cargo de la hermandad de la Amargura.

http://3.bp.blogspot.com/-LpBjyBU7FNc/U1b7gyBbFUI/AAAAAAAAKS8/9CTELYft34s/s1600/DSC_0446.JPGA las ocho y media de la tarde, nuestra Cruz de Guía abría el nutrido cortejo de Hermanos que acompañaban al Santísimo Cristo Yacente y a María Santisima de la Soledad. Nuestros Hermanos más pequeños y los Jóvenes Cofrades llenaron el primer tramo seguidos de las representaciones de todas las Hermandades de Constantina. El Senatus antecedía a los Hermanos que portaban los restaurados faroles que antaño alumbraban esta procesión y que, desde hace dos años, vuelven a iluminar a María Santisima de la Soledad.  
 
Los últimos tramos estaban compuestos por los Hermanos Mayores de todas las Hermandades y las Autoridades civiles además de las mujeres ataviadas con la clásica mantilla española en señal de luto por la muerte de Nuestro Señor Jesucristo. Como curiosidad, los niños del Grupo Infantil formaron parte del cuerpo de acólitos, vistiendo túnicas de monaguillos. 
 
La procesión discurrió en el más absoluto silencio y respeto, acompañándose de la música fúnebre de la Capilla Musical. Hermoso fue el paso por los jardines de la Carretería tras caer la noche y la entrada de nuestros Amantisimos Titulares en una Parroquia oscura y en duelo. 
 


María Santísima de la Soledad lucía la saya negra bordada por el Taller de Bordados de la Hermandad y manto negro de terciopelo, coronada con diadema de plata sobredorada. En el exorno floral predominaba, entre otras, las orquídeas y las rosas. 
Un año más, la austeridad y el luto acompañaron en el Santo Entierro de Cristo, en una procesión que gana en fieles y en cortejo cada Sábado Santo. 

Fuente, fotografía y más:  http://amarguradeconstantina.blogspot.com.es/

Si deseas comunicarte conmigo, agregar algo a éste artículo, exponer tu opinión en privado o sugerirme temas sobre los que hablar no dudes en ponerte en contacto conmigo a través de churre_s_peinado@hotmail.com. Gracias.

No hay comentarios: